viernes, 20 de julio de 2018

Mi jornada hacia la Vida, Día 1102, Lo que nos rodea es nuestro reflejo



Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo creer que participando en el grupo de Desteni tendría mi camino asegurado en el mundo, sin darme cuenta que yo soy el responsable por ese camino y por el resultado que yo mismo fabrico a partir de mi dedicación y mi compromiso conmigo mismo a aplicar las herramientas en cada momento de cada respiro, frente a cada situación, pensamiento, emoción, sentimiento o circunstancia que emerja en mi entorno

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo postergar mi aplicación de las herramientas del perdón a uno mismo e incluso de la honestidad conmigo mismo, al creer que todo caería en su lugar como por efecto de la suerte o de la voluntad divina, sin darme cuenta que todo cuanto acontece y que ha acontecido en mi vida ha sido y es el resultado de todo cuanto me he permitido creer, pensar y participar dentro de mí mismo y de mi mundo y realidad inmediatos

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo creer que el proceso y la vida misma ya están preparados para mí con una serie de lecciones y de personas que tengo que conocer para simplemente llegar al punto en el que todos somos uno e iguales, sin ver y darme cuenta que en realidad todo lo que existe en el mundo y la vida misma ya son, y son lo que son en éste momento por la aceptación y permiso que he dado dentro de cada punto en el que participo, por lo que en realidad no hay un resultado ni un final definido para esta vida, pues cada uno es responsable del resultado dentro de su participación individual y por lo tanto, aunque el camino que caminamos es el de la Unicidad y la Igualdad o aunque ya no se encuentre en pie el sistema de la construcción del alma, eso no quiere decir que todo vaya a mágicamente caer en su lugar y que todos nos encontremos protegidos de las consecuencias que venimos creando desde hace cientos de miles de años de abuso hacia nosotros mismos, la naturaleza, los animales, las plantas y cada ser dentro de la existencia

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo creer que el Portal Interdimensional puede protegerme o que los seres Interdimensionales pueden influenciar mi proceso, sin darme cuenta y entender que sólo yo soy el responsable por mi resultado dentro de este proceso, por todo cuanto me permita y acepte crear, realizar, desarrollar, deshacer, destruir o construir dentro de y como uno mismo, ya que soy el responsable por este camino, soy el responsable por esta visión, soy el responsable único e individual de mi propio proceso y del resultado que yo obtenga a cada una de mis acciones y mis compromisos

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo creer que aún tengo toda una vida por delante para darme cuenta de muchas cosas, y que todo irá emergiendo según lo requiera o lo necesite, sin embargo, puedo ver y darme cuenta que, aunque la paciencia es en efecto un eje importante dentro del proceso, también lo son el compromiso y el movimiento, el cambio y la decisión para hacer de mí mismo la clase de ser humano que quiero crear en y como uno mismo

Me comprometo conmigo mismo a llevar conmigo una libreta en cada momento y ocupar cada oportunidad que tenga en mí día a día para llevar este compromiso conmigo mismo y con la vida a sus últimas consecuencias, para ser responsable y hacer todo cuanto esté en mis manos para realmente realizar el cambio necesario en mí y en todo cuanto sea mi punto de acción e interacción inmediatos con este mundo y realidad en los cuales me encuentro participando