miércoles, 19 de julio de 2017

Mi Jornada hacia la Vida, Día 1013, Aprender un nuevo idioma

El día de ayer realicé un pequeño examen de evaluación para poder conocer mi nivel de inglés, quedé con un nivel bastante cool aunque no puedo hablar de un 100%. Esto es algo a lo que, más consciente que inconscientemente, me he resistido a hacer, no obstante, es de igualmente modo parte de un proceso que consideró sumamente importante llevar a cabo y realizar en diversos sentidos, sobretodo porque el mundo laboral así lo demanda.

Voy a darme a la tarea de aprender un nuevo idioma, además del inglés, ya revise los costos y las escuelas en las que podré haberlo, espero de hecho hoy mismo poder ir a terminar el registro del idioma inglés para comenzar con las clases de francés en la escuela. Así que, lo que me gustaría caminar aquí, es la aplicación de perdón a uno mismo, así como la aplicación correctiva y mi declaración de compromisos para llevar este proyecto a cabo hasta sus últimas consecuencias.

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo resistirme a aprender un nuevo idioma, al pensar que con el inglés tenía suficiente y hacia el cual de hecho no he concluido del todo mi resistencia de igual manera para llegar a dominarlo lo más posible.

Me perdono a mí mismo por no haberme aceptado y permitido a mí mismo darme cuenta y reconocer que cuando llegaba a proyectar juicios hacia las personas que presumían de conocer un segundo idioma, porque pronunciaban cosas frente a los demás a pesar de que no les entendíamos nada y tenían que volver a decir todo lo que habían dicho para que pudiéramos entenderlos, en lugar de generar más resistencias hacia aprender un nuevo idioma, por el contrario, tendría que haberme empujado a mí mismo para de hecho ir a aprender por mí mismo otro idioma.

Me perdono a mi mismo por haberme aceptado y permitido a mi mismo haberme resistido a aprender francés, al pensar que en realidad aprender un nuevo idioma ya se trataba únicamente del ego y el orgullo de quienes querían presumir que conocían otro idioma, no obstante, ahora veo y me doy cuenta que en realidad es completamente por el contrario, porque tener un segundo idioma abre las puertas en muchos lugares para trabajar.

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo pensar que aprender otro idioma requerirá mucho esfuerzo y que será pesado o incluso aburrido, sin embargo, de igual modo puedo ver y me doy cuenta de que no tiene que ser así, en realidad puedo generar goce dentro de mi proceso de aprendizaje del idioma y caminar lo necesario mientras me encuentro en el proceso para de hecho remover toda resistencia en y hacia éste

En y cuando me vea a mí mismo resistiéndome a aprender otro idioma, respiro y me traigo de vuelta al entendimiento de lo necesario que es en realidad aplicarme para poder mejorarme a mí mismo y así apoyarme a mí mismo a subir mi CV para poder buscar trabajo

Me comprometo conmigo mismo a llevarme a aprender y practicar un tercer idioma hasta llegar a dominarlo.