jueves, 7 de abril de 2016

Mi Jornada hacia la Vida, Día 913, La mejor filosofía de la vida



Recientemente (muy recientemente, lol) una amiga me envió una entrevista de éste hombre llamado Odin Dupeyron. Y debo decir que tiene un tema interesante sobre el cual vale la pena reflexionar, aunque al mismo tiempo hay algunos puntos acerca de su discurso que no comparto.

Por mucho tiempo a lo largo de mi vida, estuve convencido de que no podía mejorar sobre la persona que yo era, y eso aparentemente me exoneraba de realizar cualquier esfuerzo al respecto, no estoy diciendo que el señor Odin Dupeyron no tenga un excelente discurso sobre el cual vale la pena reflexionar, sin embargo, si estoy convencido de que existe una delgada linea entre el reconocimiento de las propias limitaciones (que también debemos evaluar de cerca para asegurarnos de no estancarnos en la zona de comfort) y la esfera de nuestra propia auto-complacencia.

Esos "sentimientos naturales" que menciona el señor Odin Dupeyron, sin importar si son positivos o negativos, a veces son y representan el verdadero espectro de aquellas limitaciones que nos impiden vernos como algo más, algo diferente a lo que nos hemos creído ser toda nuestra vida.

Personalmente sigo de cerca a una persona que de igual forma tiene una visión brutalmente honesta de la vida, y no miento cuando digo que no es fácil escucharla, no porque tenga un discurso complejo y difícil, sino porque a veces verse de forma tan sincera y honesta a uno mismo... no es fácil.

Esta persona se llama Cerise Poolman y para quienes no la conocen, les recomiendo ampliamente su material:


Practivist´s Journey to Life:

Reivsa sus entrevistas en Soundcloud: