domingo, 30 de agosto de 2015

Mi Jornada hacia la Vida, Día 818, Un discurso en defensa del cuerpo



Leí ésta frase recientemente en una publicación que circulaba por Facebook:

"Usar la meditación para “relajarse” o “sentirse bien” es tan absurdo como usar un transbordador espacial para ir a la tienda de la esquina por una botana…

La finalidad de la meditación es hacer de la mente un instrumento tan poderoso, que nos permita trascender la información que procesamos mediante nuestros muy limitados sentidos físicos, y poder finalmente penetrar los secretos de esto que llamamos realidad."  -Tony Karam-

La frase es de Marco Antonio Karam, mejor conocido como Tony Karam. El señor es Licenciado en Filosofía por la Universidad De La Salle y con estudios budistas por la Naropa University en Boulder, Colorado.

Todo cuanto conocemos de éste mundo y mismo si se pretende interpretar cuanto conocemos a partir de la mente, no sería posible de no ser por el cuerpo que somos.

Aquí ocurre algo interesante en términos del discurso que deviene de ésta frase en torno a hacer de los sentidos de nuestro cuerpo "menos", que la mente...

Y es el hecho de que, en realidad lo que no se toma en consideración, es que no es el cuerpo el que miente, es decir el cuerpo se encuentra en constante comunicación con el entorno y responde a éste por los medios inherentes a mismo tales como los sentidos; el verdadero engaño de hecho ocurre en la mente, porque no es el cuerpo sino la memoria que generamos en la mente, la que realiza la constante reproducción de las experiencias físicas que interpreta a través de los sentidos del cuerpo.

Aquí hay un problema bastante grande en derredor a toda esta idea de "conocer la realidad" fuera de los sentidos, y es el hecho de que ciertamente, no podríamos conocer algo en lo absoluto de la realidad si nuestro primer punto de comunicación e interacción con la misma fuese inexistente y mismo si se pretende hacer la concepción o idea de que este cuerpo es "solo un envase", disculpen pero ¿cómo es posible la concepción de un "no cuerpo" si no fuese por el hecho mismo de que tenemos/somos un cuerpo?

“No naciste sabiendo un lenguaje, se te enseñó un lenguaje, por lo que no naciste siendo capaz de pensar, se te enseño a pensar, por lo tanto tus pensamientos no son tuyos, provienen de alguien más…” – Bernard Poolman

Es decir, curiosamente los más grandes "maestros" de la meditación, dicen que en realidad el punto de absoluta concentración, el punto de la tan deseada "iluminación", no es en la energía, sino en el silencio absoluto, ¿Qué es el silencio sino detener toda interpretación que la mente hace de lo físico/la realidad? Es decir, si cualquier "ruido/sonido/palabra/idea" existe en tu mente acerca de la realidad en forma alguna ¿Qué es lo que sabes? Lo más probable es que te estés engañando a ti mismo...

Es decir, la realidad en realidad no tiene sentido fuera de la realidad misma, lo físico, el cuerpo y la forma en que nos comunicamos e interactuamos con el entorno son la base de cualquier tipo de "filosofía/ideología" alterna fuera de la realidad misma. ¿Quieres conoces la realidad? ¡Entonces enfrenta la verdadera mierda! No escapes a la realidad a tu alrededor tratando de idear o pensar en mundos alternos o universos paralelos, porque al final del día, el único punto sobre el cual puedes tener alguna/cualquier influencia es ésta realidad, es éste mundo y si no resolvemos lo que pasa aquí ¿Cómo podemos concebir en forma alguna otro mundo si no hacemos un esfuerzo por cambiar el desastre que hemos creado en éste? Digamos que todos pudiéramos hacer el mentado saltito a otra realidad, ¿Cómo asegurarnos de no repetir lo que ha ocurrido y lo que hemos creado en éste mundo si ni siquiera hemos comprendido cómo resolver éste y por consecuente como se han originado los problemas en éste?

La Era del Conocimiento por Bernard Poolman: