domingo, 23 de agosto de 2015

Mi Jornada hacia la Vida, Día 815, La Construcción de nuestra identidad...


Continuo trabajando con la técnica de la plumilla caligráfica y ahora he estado trabajando en ésto, aún no está completa por supuesto lol, pero pronto...

Cada día al caminar por la calle o por la escuela, continua y constantemente escucho conversaciones entre las personas que van en el metro o que van caminando por la calle..., las conversaciones suenan como todas, como lo mismo y como nada al mismo tiempo.

Y ciertamente no lograba hacer sentido sobre el propósito o la importancia que puede tener aparentemente el hablar de cosas tan intrascendentes e irrelevantes como los temas de todas esas conversaciones, pero la realidad es que la gente las considera importantes, podía notarlo en la expresión de sus rostros, su tono de voz (sobre todo cuando lo alzan demasiado esperando que todas las personas las escuchen y se enteren de lo importante que es la conversación que están llevando acerca del football o de lo puta que es la amiga de la hija de la vecina..., etc.)

Podía notar que llevaban esas conversaciones con entusiasmo o enojo, de modo que, sin importar si las conversaciones son o no relevantes a la vida misma de las personas sosteniendo dichas conversaciones, ellos creían que era importante... y al final eso es todo lo que importa.

Hace poco, mientras estaba en el metro con "V", escuchaba nuevamente una de esas conversaciones y entonces, en ese momento me vino una memoria de mi mismo cuando era niño, de igual forma viendo un programa de televisión y después discutiéndolo con entusiasmo y emoción en clase..., en ese momento, cuando vi esa memoria lo entendí.

Si lo ves detenidamente, de la misma forma que es con las drogas, sabemos que ver televisión o hablar de cosas tan intrascendentes, esencialmente te llena la cabeza de mierda..., pero el hecho es que a pesar de todo seguimos haciéndolo; la televisión debe darle algo a las personas, deben de obtener algo de ella, de otra forma no la verían a pesar de sus contenidos basura... y lo que obtienen de ello es ¿qué? Una actitud...

Incluso hay frases bastante famosas que giran en torno a ésta... filosofía de vida... "La actitud lo es todo" (diciendo implicitamente - no importa lo que hagas, lo que estudies, lo que digas o lo que sepas, lo único que importa es la actitud)

"La única diferencia entre un buen día y un mal día es la actitud", etc.

Cuando era niño, recuerdo como cada uno veía programas de televisión específicos, y de acuerdo a los programas de televisión que veías estabas en ciertos grupos que veían los mismos programas que uno o hablaban de las mismas cosas que uno era la forma en que se hacían "los amigos"..., también recuerdo como cada uno nos comportábamos de acuerdo a lo que creíamos que era cool, lo cual imitábamos de... así es de lo mismo que veíamos en la televisión...

En ésta sociedad, en éste país, en éste mundo donde lo más importante son "las relaciones, los amigos, tener una pareja que esté buenísima y presumir del tipo de relaciones que uno tiene", es fácil entender por qué la televisión es de la forma en que es... no son ellos manipulándonos, de hecho estrictamente hablando, cuando un programa es diseñado, se realiza en base a lo que "la gente quiere ver", de modo que los grandes monopolios mediaticos lo único que hacen es diseñar programas para que podamos ver justamente lo que queremos ver...

Así es, nos definimos de acuerdo a los programas de televisión que vemos, tomamos un tema de conversación que no tenga que ver en lo absoluto con nosotros... la razón por la cual la televisión es como es, es porque nosotros somos de la forma que somos; si escuchas a los diálogos que existen entre los personajes, y pones atención al mensaje implícito de sus conversaciones, todas y cada una de ellas tienen como fundamento la misma forma de proyección externa de nosotros mismos, es decir simplemente están enfocadas a alimentar y enraizar la misma visión cultural que tenemos de nosotros mismos, donde cualquier cosa que tenga que ver íntimamente con nosotros, con nuestras vidas, nuestra forma de pensar, pero ya sabes en un sentido verdaderamente reflexivo, es censurada de la forma más grosera y despiadada posible...

Pero eso es lo que queremos ver..., porque no queremos hablar de como realmente nos sentimos, porque simplemente es muy doloroso, es muy doloroso lo que pensamos, lo que sentimos, lo que vivimos día con día y lo que vemos en éste país, así que nos enfocamos obsesivamente en el trabajo y nuestros deberes personales y cuando viene la oportunidad de tener una conversación con una persona... recurrimos a esa actitud, esa personalidad que aprendemos de nuestro entorno y claro que mejor tema de conversación que aquello que vimos en la televisión...

Continuo en el próximo post