domingo, 27 de julio de 2014

Mi Jornada hacia la Vida, Día 504, 21 días sin masturbación (día 11)

El día de ayer vi a una compañera de la escuela, quien anteriormente fue mi novia hace algunos meses, queríamos ver una película y dibujar mientras lo hacíamos, no he dibujado nada últimamente y esperaba que de esa forma pudiéramos empujarnos el uno al otro a dibujar; al final de cuentas no hicimos nada, se nos fue la mayor parte del tiempo en un tramite que ella tenía que hacer en la escuela y en buscar una tienda para una reparación que necesitaba su cámara, en fin.

Mientras estaba caminando con ella, regresaban las memorias de cuando estábamos juntos y experimentaba deseos de abrazarla, sin embargo, cuando venían éstos pensamientos, lo que podía ver era que, en realidad, no tenía interés en ella por así decirlo, sino que simplemente existía el deseo de ese abrazo para poder generarme una experiencia al respecto, y podía notar como éste deseo ha sido en realidad solo una forma de entretenimiento para no enfrentar otros puntos dentro de mi mundo y realidad, porque como expliqué en el post anterior, puedo ver y reconocer el hecho de que éstas experiencias no se activan por si solas, sino que he dado mi participación dentro de éstas.

Y es decir, al final participe en ese abrazo, y dentro de mi mente me veo justificando ese abrazo como "inocente, aceptable", sin embargo no lo fue, no desde el punto de partida en el cual lo realicé. Por lo tanto

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado que en lugar de enfocarme en mi cuerpo físico y en ésta realidad física, he ido en éstas fantasías mentales para entretenerme y así no tener que enfrentar esos puntos que de hecho me veo resistiendo

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado que al estar con mi compañera de la escuela he recordado el tiempo en el que fuimos novios, con lo cual nuevamente me veía buscando esas experiencias energéticas para entretenerme y con lo cual puedo ver como el deseo de ese abrazo es en realidad una justificación para detonar toda la experiencia energética de los deseos, los cuales simplemente han servido a alimentar las distracciones dentro de mi mente

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado justificar el deseo de un abrazo como "aceptable, válido e INOCENTE", sin de hecho preguntarme y cuestionar mi punto de partida dentro de ese abrazo, aunque, a decir, verdad, mientras escribo esto, puedo darme cuenta de que en ese momento era consciente de éste deseo, es decir, "es un deseo", ¿qué otro fin tienen los deseos sino el crear éstas experiencias energéticas que alimentan las distracciones, las personalidades y deshonestidad dentro de mi mismo? Y aún así estaba alimentando éste deseo de darle un abrazo a mi compañera de la escuela

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado sentir vergüenza en éste momento mientras escribo ésto, por haber participado en ese abrazo, en lugar de entender las consecuencias de mi participación en la energía, y entender lo que puede desencadenar mi participación en las mismas, para lo cual puedo ver ésto como un punto para ver y entender la importancia de mantenerme aquí, respirando dentro de y como lo físico, para entonces enfrentarlos y dirigirme a mi mismo dentro de la honestidad conmigo mismo para de hecho detener mi participación dentro de los mismos

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado relacionar un abrazo con una experiencia energética, en lugar de entender que un abrazo es un simple movimiento físico y por lo tanto relacionar el abrazo con los deseos en realidad es una justificación dentro de mi mente para participar en los mismos

Me comprometo conmigo mismo a que en el momento que me vea deseando participar en un abrazo, primero reviso mi punto de partida dentro del mismo para asegurarme de que éste no se vea conducido ni dirigido en forma alguna por los deseos, y que entonces sea una expresión física de mi cuerpo para no comprometer mi integridad ni la de otras personas en forma alguna dejarnos conducir dentro de los deseos.