lunes, 30 de junio de 2014

Mi Jornada hacia la Vida, Día 472, Dificultades en las relaciones pt4

Ok, entonces continuo aquí con el punto en el cual concluí el post anterior dentro de las dimensiones del temor a la perdida.

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado desear que las cosas se hagan rápido, para que entonces pueda obtener la experiencia que deseo rápido, donde, dentro de ésto, puedo ver como, en el hecho mismo de "buscar la experiencia de tener sexo con ésta persona en particular", es decir, si esa es la experiencia que estoy buscando, primero que nada aún estoy definiendo el sexo como una experiencia y aún estoy viviendo mi relación a la palabra sexo en separación de mi mismo, así que no estoy expresándome real e incondicionalmente dentro de las relaciones, sino que estoy en realidad participando dentro de las personalidades de manipulación y abuso

Me perdono a mi mismo por no haberme permitido y aceptado vivir la paciencia dentro de mi propia casa, con mi familia, para así poder vivir y expresar esa paciencia dentro de mi mismo y vivir la paciencia dentro de mi mundo y realidad

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado pensar que si la gente no puede verme un día o no quiere verme un día, significa que hay algo mal conmigo, donde inmediatamente empiezo a sentir inseguridad y miedo dentro de mi y empiezo a querer satisfacer a las personas para poder agradarles, para poder gustarles a esas personas, donde en realidad, me doy cuenta que lo único que estoy defendiendo/cuidando, son mis propios intereses personales, porque veo como, por ejemplo con mi familia estoy viviendo ésta forma de desconsideración, pero por otra parte, hay persona con las cuales estoy teniendo como "todas éstas consideraciones y buenos tratos", pero en realidad, solo lo hago de se modo porque es en realidad que veo que de éstas personas puedo obtener lo que yo quiero/deseo/necesito mientras que a las otras personas les doy por su lado y quedo en absoluta desconsideración hacia ellos

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado pensar en la gente como si ésta no importara, donde no me veo en realidad tomando en consideración a los demás, sino solo a aquellos que "me interesan y que pienso que quiero y amo", sin embargo, la realidad es que me veo tratando a éstas personas de una forma especial, porque en ello estoy cuidando y viendo por mis intereses personales.

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado pensar que tengo que regalar muchas cosas o que tengo que estar siempre allí con mi pareja porque he creído que de esa forma "demuestro aprecio", "demuestro que quiero a ésta persona", sin embargo, lo que obviamente también puedo ver dentro de todo ésto, es que estoy en realidad replicando una forma de chantaje emocional, de manipulación emocional, porque al momento de regalar cosas o de dar cosas o de dar de mi tiempo y comportarme por ejemplo muy positivo hacia ésta persona, lo que en realidad estoy haciendo es utilizar todo eso como una forma de condicionamiento, es decir, donde en realidad lo que veo que estoy haciendo es querer comprometer a la otra persona a sentir cariño por mi, lo cual es en realidad, es decir, me surge esta pregunta en éste momento a medida que escribo esto:

Me doy cuenta de como estoy actuando de ésta forma materialista, por así decirlo, hacia otras personas, pero es fascinante lo mucho que en realidad veo que me defino de acuerdo al punto de tener o poseer cosas, y dentro de ésto; el temor a la perdida existe como una forma de posesión que temo perder, donde he hecho de ésta persona con la cual salgo una forma de posesión que en realidad estoy utilizando para satisfacer mi interés propio, mi interés personal.

 Así que:

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado tratar a la persona con la cual estoy saliendo como una posesión, donde ahora me veo en el miedo de perder ésta posesión, sin embargo al que veo poseído por sus deseos es en realidad a mi mismo, sin ver el simple sentido común de que, en realidad no es posible el poseer a una persona, porque en realidad dentro de ese contexto de "posesión, de temor a la perdida" en realidad estoy hablando de una forma de manipulación que está tomando lugar dentro de mis chantajes emocionales, y dentro de la manipulación que estoy realizando al comportarme positivo con ésta persona por ejemplo, lo cual es en realidad absolutamente abusivo e inaceptable. por lo tanto

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado realizar chantajes emocionales dentro de las relaciones, donde yo me dejo poseer por éste temor a la perdida, y entonces dentro de ese miedo empiezo a justificar mis acciones de abuso contra otros jugando el papel de víctima, en lugar de entender que éstas reacciones que están tomando lugar dentro de mi mismo, son en realidad completamente mi responsabilidad y soy por lo tanto responsable de todo aquello que permito y acepto dentro de mi mismo, por lo cual el abuso hacia otra persona no es en forma alguna justificable ni admisible.

Me comprometo conmigo mismo a parar mi abuso en las relaciones, a parar de manipular y realizar chantajes emocionales, desarrollando confianza en mi mismo e intimidad conmigo mismo para así asegurarme de no buscar a otra persona para  satisfacer el deseo de ser apreciado por ejemplo, o el deseo de llamar la atención por ejemplo

Me comprometo conmigo mismo a darme atención y aprecio a mi mismo, para no volver a realizar chantajes emocionales ni manipulación en forma alguna hacia otras personas en el deseo de obtener esa atención o ese aprecio

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado pensar que si no regalo cosas entonces estoy siendo desconsiderado con las personas, y que entonces sería repudiado y "no querido" por hacer eso, donde entonces he recurrido a el acto de regalar cosas para poder "gustarle a las personas", para poder "ser querido por las personas", y dentro de esto

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado desear ser "querido por las personas y gustarle a las personas" para poder entrar en relaciones con éstas, con lo cual yo podría satisfacer mis deseos e intereses personales, como el deseo de tener sexo por ejemplo.

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado relacionar el "regalar cosas" con "demostrar aprecio a las personas o demostrar que quiero a las personas", sin embargo, ¿qué de ese amor estoy viviendo hacia mi mismo", cuando en realidad veo que, estoy como todo el tiempo generando éstas personalidades que puedan ser aceptadas o apreciadas por las personas, pero no me doy a mi mismo, yo mismo, y es decir, siempre llega un punto dentro de las relaciones que he tenido donde, las cosas en realidad se vuelven mecánicas y rutinarias, en términos de que, me veo como "no disfrutando el estar con tal o cual persona", sin embargo, me doy cuenta de que en realidad no se trata de los demás, sino de mi mismo, porque en realidad yo no me estoy expresando incondicionalmente conmigo mismo, y donde yo no me doy a mi mismo esa intimidad, esa confianza en mi mismo, "¿cómo puedo vivir una relación con otro donde las relaciones son en realidad, completamente ligadas a la confianza que existe en uno mismo, la intimidad que uno se da a uno mismo y que uno expresa y comparte con otro?"

Me comprometo conmigo mismo a que en el momento en el que regale algo, lo hago como una forma de ver por aquello que puede realmente asistir y apoyar a una persona en su expresión, y no ya como el chantaje emocional que realizaría dentro de éste acto hacia otras personas para satisfacer mis intereses personales.

Continuo en el próximo post