sábado, 21 de diciembre de 2013

Mi Jornada hacia la Vida, Día 273, Abuso de los videojuegos



El día de hoy salí con mi familia a Toluca, y empaque mi computadora para poder avanzar mi trabajo, sin embargo, realmente no llegué a trabajar con ésta, llevaba un libro sin embargo, apenas y lo leí; lo que realmente hice durante el camino (porque ya ni siquiera tuve oportunidad de trabajar con la computadora estando por allá) fue jugar con el Nintendo de mi hermana, y es decir, una cosa es jugar un momento y otra cosa fue el hecho de que pasé más de 3 horas jugando, lo cual, cuando "volví a la realidad" fue como: ¿que diablos? así que, trabajaré con ese punto en éste post.

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado a mi mismo abusar del uso del videojuego, al haberme empecinado en querer subir de niveles porque me sentía como en ésta forma de "superioridad" como que estoy alcanzando algo, donde cada vez que ganaba en el juego y subía de nivel tenía éstos pensamientos donde decía "joder, soy bueno".

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado a mi mismo continuar jugando el videojuego al tener éstas experiencias de satisfacción cuando ganaba o vencía en el videojuego donde me sentía como mejor o superior al videojuego o a los personajes en el mismo y dentro de ésto

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado a mi mismo creer que soy mejor que el videojuego o mejor que los personajes en el mismo, sin ver de hecho que, todo en realidad es parte del programa del videojuego en su mismo diseño, donde la idea es hacer como que "uno gane de la forma más fácil para que entonces uno continúe jugando y entonces compre más videojuegos (neuromarketing)

Me perdono a mi mismo por no haberme permitido y aceptado a mi mismo darme cuenta que jugar videojuegos en realidad no lo lleva a uno a hacer algo realmente o a progresar en algo, ya que es simplemente un momento de recreación un momento en el que esencialmente uno está haciendo "nada"

Me perdono a mi mismo que me permití y acepte a mi mismo creer que soy mejor que el videojuego o mejor que los personajes en el videojuego sin ver que en realidad, el videojuego es un sistema programado para generar precisamente eso en el jugador, esa sensación de superioridad, y ver por lo tanto que en realidad lo unico que hice fue atraparme a mi mismo en mi propia deshonestidad

Me perdono a mi mismo por haberme permitido y aceptado a mi mismo sabotearme a mi mismo con mis propios pensamientos al estar jugando videojuegos, donde a pesar de que estaba viendo éstos pensamientos, como que los suprimía y continuaba jugando

Me comprometo conmigo mismo a no abusar de los videojuegos, es decir, no usarlos como más de lo que son, un momento de recreación despues de haber concluido mis responsabilidades

Me comprometo conmigo mismo a trabajar con las memorias referentes a éste punto de los videojuegos