lunes, 29 de junio de 2020

Escuchando/Sensibilizándome a mi corazón


En mitad del camino me encontré a este abuelito que recién abandonó su cuerpo, afortunadamente ningún auto había pasado encima de él. Lo levante y lo lleve en mi mano hasta el campo cerca del cual está la casa el cual me estoy quedando. Mientras lo llevaba en mi brazo, me sorprendió la ligereza de su cuerpo en comparación con la bolsa del mandado que llevaba en la mano opuesta.

Le cantaba y ofrecía una canción mientras lo trasladaba, mientras lo enterraba, mientras lo sentía, mientras le agradecía.

Ya no creo en las coincidencias, ni me interesa creer o pensar en ellas. Porque al final no se trata del momento que se presenta ante mí, sino de lo que decido hacer y proceder como "QUIÉN YO SOY" en dicho momento

Allí en el campo, antes de cubrirlo con la tierra sintiéndolo y sintiéndome, pedí permiso para tomar plumas; 3 de cada ala y 3 de la cola, así lo sentí dentro de mi; y así lo respeté, no tomé más.

Si no has visto esta película, te la recomiendo ampliamente. No, no se trata, ni pretendo una "lección de moralidad", se trata del simple y sencillo hecho de encontrar en uno mismo la sensibilidad para entender que somos el agua que bebemos, la carne que comemos, el aire que respiramos. Y si no aprendemos por todos los medios posibles a guardar ese respeto, incluso por y hacia el cuerpo de aquellos que ya no "caminan físicamente" entre nosotros. ¿Cómo los miraremos y los enfrentaremos una vez que nos encontremos con ello? Y no, no se trata de pujar por un "cielo o un infierno", sólo trato de traer a tu consideración que somos más que un cuerpo, más que energía, más que materia.

Un rayo de luz no construye un hospital, requiere de algo más que la inteligencia y recursos disponibles para tomar una decisión consciente de ayudar a otro, y hacer lo que es por simple sentido común, lo que es mejor para todos.









sábado, 20 de junio de 2020

Mi última petición al abuelo Fuego/Tatewari

Los que me conocen, saben lo mucho que me gusta hacer regalos, sobretodo aquellos que logran desprender las más bellas lágrimas de agradecimiento de aquellos quienes, sin pedirlo o esperarlo, reciben aquella inesperada sorpresa, y aún más cuando el regalo ha sido hecho en y por las propias manos de aquel que entrega el regalo.

Es por ello, que para mi última petición ante el abuelo Tatewari, solicito y me ofrezco a mí mismo, la oportunidad de hacer un regalo, el más gran que como ser humano puedo ofrecer ante la vida misma, un regalo que será para todos y cada uno de mis hermanos humanos, mis hermanas plantas, mis hermanos animales, mis hermanas bacterias, mis hermanos minerales, mis hermanas estrellas, y desde luego en y para todos aquellos que en y por las actuales limitaciones de mi consciencia, o mejor dicho, de mi inconsciencia... no alcanzo a percibir, ver o sentir...

Quiero comprometerme en esta vida a alcanzar mi máximo potencial y ayudar así a todos y cada uno a alcanzar el suyo, poniendo así esta vida al servicio de toda la vida, para traer el Cielo a la Tierra, para que todos aquellos que habrán de venir, puedan gozar de la libertad que este mundo, y específicamente este sistema, en el cual todos y cada uno de nosotros, incluyendo aquellos que lideran y dirigen actualmente el destino del mundo, no ofrecen o no pueden ofrecer, debido a las mismas ataduras y compromisos que, desafortunadamente nos atan los unos a los otros con cadenas invisibles, cadenas que fuerzan aquellas viejas responsabilidades, promesas, errores, resentimientos y pendientes de aquellos que incluso los han antecedido...

Y que aún habiendo alcanzado aquellas deseadas y añoradas posiciones de liderazgo, se ven imposibilitados a ejercer libre e incondicionalmente los cambios de un mundo mejor, por consecuencia de la misma cadena a la cual se ven sometidos por aquellos que los han antecedido o por los que los habrán de suceder. Llevándolos incluso al polo opuesto de la misericordia y el perdón que no se han dado a sí mismos, o a aquellos quienes los han dañado y perjudicado en el pasado.

Quiero traer un mundo cimentado sobre los pilares de la UNICIDAD y la IGUALDAD
Un mundo que habrá de llegar a través de todos y cada uno de nosotros
Todos quienes conformamos la Existencia misma.

Me comprometo a no pedir ya más que la sola realización de este único y gran proyecto
Aunado a las herramientas necesarias y suficientes para consumarlo.

Este es el único regalo que quiero hacer, la única ofrenda que considero relevante para la existencia de esta vida, en y como la vida misma. Aún si me cuesta la vida... el sacrificio y entrega de mi vida, por el bienestar de las vidas de todos y cada uno, es y será por la eternidad, una recompensa más que suficiente.

Y de antemano les digo a todos y cada uno que resuenen con este llamado:

¡Pampariyutsi!
¡Tlazocamati!
¡Gracias!

¡AHO METAKIASE!

sábado, 6 de junio de 2020

La belleza de la oscuridad...



“Pedir perdón es un acto de valentía, Perdonarse es un acto de amor propio, saber que no hay nada que perdonar, es entenderlo todo” –Vivi Cervera-

Aún recuerdo vívidamente el sabor de las noches en el internado de aquella institución, sobre todo aquellas en las que nuestro escuadrón era llamado a desfilar con el traje de gala para conmemorar alguna falsa y pretensiosa fiesta, so pretexto de avivar la llama de aquellas mentiras que llamábamos “nuestros héroes patrios”. Nada más irrisorio que ver a la gente conglomerarse para celebrar con cualquier pretexto aquellos dulces venenos que beben y pujan por sus gargantas, los cuales son en realidad los únicos y verdaderos héroes que importan en la mediocridad de estas vidas sin sentido; vidas dedicadas a recordar y celebrar los motivos mismos de su amada esclavitud, así como su infame y falsa independencia.

Independencia que llega con la ilusión misma de nuestra supuesta individualidad, la cual es otorgada por el contrato implícito con el sistema que aceptamos sumisamente billete tras billete, cheque tras cheque, quincena a quincena.

¿Cómo olvidar el día que la trompeta entonó el toque de guerra estando nosotros aún en las aulas de clase? Haciéndonos salir a todos disparados por la puerta descendiendo aquellos escalones, al pie de los cuales se encontraban ya los oficiales repartiendo armas de todo tipo, desde estacas y martillos hasta pequeñas hachas de mano improvisadas con los respaldos de las mismas bancas que nuestros cuerpos solían ocupar para tomar las mentadas instrucciones del manual de Carreño…

Uno a uno nos apuntalamos en cada esquina, cada puerta, cada rincón que daba a la calle de aquella institución, la cual se encontraba franqueada por las unidades de policía que habían secuestrado al comandante… todo como resultado de un pequeño ajuste de cuentas orquestado por el hermano del comandante, no más que una vieja disputa entre hermanos que apostaban por el destino de aquella intangible mina de oro valuada en y por la extensión de las propiedades dispuestas a nombre de la institución, aunado al costo de la producción de uniformes, equipos y, no menos importante, la fuerza misma constituida por el cuerpo que constituíamos todos y cada uno de los futuros agentes que habríamos de conformar el futuro de los cuerpos policíacos y militares.

Prueba misma de nuestra “programación”, residía en el hecho de que con un solo llamado de la trompeta, habían logrado reunir a una fuerza de más de 3 mil niños, llamados formalmente simples cadetes, a disponer nuestros cuerpos y nuestras vidas con las más simples y patéticas armas a enfrentarnos a oficiales armados para defender los intereses de aquel par de imbéciles que no tenían el menor interés por nuestros futuros o nuestras vidas…

Yo quería entrar al ejército, para matar gente de manera legal…no para servir a la nación, sentía clara y firmemente el deseo de cumplir con aquel cometido mismo que desesperaba por devolverme algo de ese “valor y poder” que creí perdido, tras haber sido forzado a comer del basurero, mientras era forzado a entregar mis alimentos fiel y sumisamente a quienes estaba obligado a llamar “sargentos y oficiales”, quienes eran no más que simples seres humanos disfrazados con una o dos medallas más que las mías; aquellos a quienes había aprendido a temer aceptando todas y cada una de sus patadas, golpes, insultos e incluso aquellos latigazos que recibíamos con las cuerdas de rapel, ante los cuales no debíamos, ni podíamos ejercer resistencia u objeción alguna.

Los oficiales supervisaban cuidadosamente que los arrestos, castigos y reprimendas se distribuyeran correcta y fatalmente entre los sargentos, quienes al mismo tiempo habrían de distribuirlos y forzarlos al resto de sus subordinados; una cadena perfecta que aprende a temer e incluso a admirar “el galardón”, símbolo mismo de la libertad que implica para la mente del esclavo, recibir de las manos de su opresor, la suerte y destino de otros esclavos… no entendíamos que no eran el título o el galardón lo que hacía la obediencia y la disciplina posible, sino el temor mismo existentes en todos y cada uno de aquellos educados a voluntad y diseño mismo del patriarcado.

¿Qué clase de soldado asume aquella fatal consecuencia de saberse dueño de su propia vida? ¿Qué soldado es entrenado a enfrentar, no su temor a la muerte, sino su temor a la vida? ¿Qué soldado es educado, entrenado y adiestrado a asumir su propio sentido común y plena consciencia como principio rector, en lugar de obedecer fiel y ciegamente las instrucciones de algún otro imbécil por encima suyo, con tal vez una o dos medallas más, uno o dos rangos encima del suyo, los cuales sirven única y exclusivamente para recordarle los motivos mismos por los cuales ha de saberse un eslabón por debajo de aquellos otros humanos a quienes ahora, se ve obligado a superar en las mismas pruebas insensatas que aparentemente prueban de alguna manera su valía como persona, como individuo y como ser humano? Ninguno… todos obedecen siempre la cadena… sobre todo cuando la cadena misma empieza en la consciencia, al grado que los pensamientos, no son otra cosa sino esas órdenes programadas e instruidas desde el momento mismo en que gateamos en el sistema educativo.
 ¿Qué soldado podría reconocer honestamente, que el motivo mismo por el cual besa tan sumisamente la mano de sus amos, es el mismo que mantiene al criminal y al empleado sumisos ante el sistema que tanto temen hacer frente por cuenta propia? El mismo sistema que mantiene al hijo temeroso del padre, y al padre temeroso del padre de su padre

Creyendo ingenuamente que de este modo recobraría el valor ante la imagen de mi propia cobardía, la cual me imposibilitaba y refrenaba a mí mismo de vivir y asumir la responsabilidad de mi propia existencia…

En la militarizada había una psicóloga, una mujer de una belleza verdaderamente despampanante, no exagero, no había hombre o mujer que pudiera evitar ser deslumbrado por su belleza cuando se hacia presente entre los pasillos de aquella institución.

Y es que esa belleza que irradiaba, no sólo se debía a una "cara bonita, o una sonrisa angelical", sino al simple y sencillo hecho de que mostraba un verdadero interés por el bienestar y la seguridad de todos aquellos que nos encontrábamos en aquella institución...

No obstante, es fascinante lo mucho que “una mujer desaparece ante los hombres cuando es demasiado hermosa”. Como si sus habilidades y su ser pasaran desapercibidos, porque simplemente uno está embelesado por la apariencia externa.

Y es que como varones, y sobretodo en una institución donde la competencia por demostrar las capacidades físicas y mentales, reflejadas no sólo en el quehacer de la persona, sino que cada pieza del uniforme está diseñada para demostrar y galardonar "algo" de ese macho imbécil que se nos educaba día con día a ser, era muy fácil perder de vista a aquel ser humano, llegando a confundirla incluso con "otro galardón" para el uniforme...

El día que finalmente la conocí, más allá de sólo limitarme a verla y admirarla desde la segura distancia que me permitía apartar los cuantiosos juicios hacia mi persona y las innumerables imperfecciones y cicatrices de mi rostro (y sobretodo con la clase de juicios que pueden invadir la mente de un puberto...) fue solo hasta el momento en el que literalmente me vi “forzado” a presentarme ante ella, puesto que me había llamado a su oficina para realizar la rutina de conocer a todos y cada uno de los cadetes.

Aún recuerdo el momento en el que entré a su oficina, me faltaba el aliento, sentía que en cualquier momento tropezaría con mis propios pies, porque no podía dejar de temblar ante ella.

Y si... no me atrevía siquiera a verla a los ojos... era demasiado hermosa... y yo me detestaba tanto a mí mismo al verme al espejo cada mañana, que en el momento que me senté y me preguntó mi nombre, respondí un extraño y torpe balbuceo; evidentemente no me entendió y cuando me pidió que lo repitiera de nuevo, simplemente comencé a llorar...

Mantuve la cabeza agachada mientras trataba de responder de nuevo a mi nombre, ella extendió su mano hasta mi barbilla y gentilmente levantó mi rostro hasta encontrarme frente a frente con el suyo.

Lo primero que vi fue aquella cálida sonrisa y sus ojos que brillaban irradiando alegría y gentileza.

Sin embargo, un detalle significativo llamó mi atención en el rostro de aquella mujer; y es que su rostro, el cual a la distancia parecía impecable, perfecto y angelical, de cerca evidenciaba algunas cortadas escondidas bajo el maquillaje, y estas no eran "pequeñas cortadas" que uno se hace en algún accidente, eran cortes profundos que recorrían su frente y descendían hasta la nariz, así como una cortada igualmente profunda en la zona de la mejilla que se desplazaba hasta el labio...

Me contó que una persona que decía ser su padre, le había hecho eso, y le hizo creer que ella no valía nada, lo cual ella creyó por muchos años, hasta el día en que decidió no tolerarlo más.

Y me dijo: 

W: "Desde que te vi, pude notar que venías cargando con algo" (En este punto de mi vida ya había pasado por la primera escuela militarizada, aunado al abuso sexual en la misma, esta era la segunda institución militarizada en la que había ingresado poco antes de tratar de hacer mi examen de ingreso a la fuerza aérea)

Recuerdo que le respondí molesto: 

-"¡¿Qué sabes de mí?! ¡¿Crees que me conoces sólo por lo que leíste en mi expediente?!

Sin alterar su sonrisa o la calidez de su mirada me dijo:

W: Te sorprendería saber la cantidad de historias que escucho y que se comparten aquí, estoy al tanto de las cosas que llegan a ocurrir en lugares como éste"

- Si sabes todo lo que ocurre aquí ¿Por qué no levantas la voz? ¿Por qué sigues trabajando en este lugar? (pregunté)

W: ¿Tú crees que no lo he hecho? Me he metido en un montón de problemas por defender a los chicos que ingresan aquí, es sólo que esta institución tiene sus formas para esconder aquellas cosas que no son "tan evidentes". Pero el motivo que me mantiene aquí, es ciertamente ustedes, porque así como tú, yo también he pasado por mucho... y estando aquí, he encontrado la forma de ayudar a muchos que necesitan palabras de aliento para seguir adelante"...

En la conversación con la psicóloga, ella reveló que el verdadero secreto de la esclavitud de los hombres, y el éxito mismo de la institución, se basa en nuestro inherente deseo a querer probar constantemente nuestro valor porque todos deseamos profundamente ser amados... eso se logra mediante el rechazo de nuestros padres, y esto aunado a la creación de nuestra propia desaprobación mediante los juicios de nuestros padres, los cuales se ven reflejados en los rangos que expresan no otra cosa sino el deseo de satisfacer la imagen paterna.

Imagen que es reforzada mediante las violaciones que eran silenciosamente aprobadas por los oficiales... Puesto que a ellos les hicieron exactamente lo mismo... y por ese medio el ciclo se repite perfectamente, al forzarlos inconscientemente a buscar recobrar el poder mediante el mismo ejercicio y abuso de la fuerza que nos inspiraba a nosotros a querer y a desear matarnos entre nosotros

W: ¿Sabes por qué los hombres desean tanto poder? ¿Por qué necesitan tantas medallas y galardones?

- ¿Para hacerles saber a todos el valor y el coraje que han vivido, las pruebas que han superado y los retos que van más allá de lucir un hermoso uniforme?

W: JAJAJA, no realmente. Esas medallas no las usan para sí mismos, es decir, desde luego se ven en el espejo todos los días con ellos y se recuerdan esas pruebas, esos retos y responsabilidades, pero esas medallas son portadas no para sí mismos, sino para los demás…

Los hombres necesitan tanta aprobación, como carezcan del amor que no reciben de los demás. Las mujeres que llaman “hermosas” son únicamente parte de esas medallas que tanto necesitan lucir ante otros, aunque realmente no los hagan sentir cercanamente felices o satisfechos… créeme cuando te digo que sé más de eso de lo que te puedes imaginar.

Por eso me cansé de buscar por ese “novio perfecto” que se parecía más a lo que otros creían que una mujer como yo debía de tener, que a la simple dedicación y compromiso a mí misma de volverme y convertirme en la clase de mujer que quería ser, no para sentir ese amor de los otros, sino para poder amarme a mí misma, lo cual fue la clave para salir de la casa de ese hombre que me abusaba en mi propia casa y se hacía llamar mi padre…

Los hombres quieren poder, porque creen que eso les dará la oportunidad de ser vistos y apreciados por las mujeres que al mismo tiempo creen que necesitan tener y mantener a su lado, incluso si el sexo es tan malo como su pobre ímpetu en la cama, y es entonces que, cuando no pueden satisfacer esa idea que tienen sobre cuánto deben durar o cómo deben complacer a una mujer, que se vuelven violentos y abusivos, sólo para que la mujer, que también tiene miedo e impotencia ante un mundo determinado y dictaminado por las mismas estructuras del sistema, se sienten más seguras con las personas que las abusan, sólo porque parece que están “más seguros y confiados de sí mismos” que el resto de aquellos que siguen las órdenes directas de aquellos que, sienten las mismas inseguridades, temores y debilidades que cualquiera de ustedes, aún si son sólo cadetes, aún si son sólo niños… a quienes les enseñan cómo llevar y portar un rango…

- ¿Por eso es que siempre le dicen a los sargentos que deben golpearnos y castigarnos?

W: Y no sólo eso… lo que te pasó con tu compañero, lo veas ahora o no, también forma parte del adiestramiento…

- …

Esto fue lo mismo que encontré al visitar aquellas otras instituciones que son simple y sencillamente llamadas formalmente prisiones. Donde las violaciones a los internos, en especial en los centros femeniles, van más allá de la idea de que estos “abusos” son llevados a cabo unilateralmente por el oficial en turno…

Las mujeres me contaban como tras ser trasladadas en aquellos camiones de carga, de un sitio a otro, se les obligaba a desnudarse en fila frente a los oficiales y a hacer sentadillas frente a ellos con piernas abiertas, mostrando y exponiendo la intimidad de sus cuerpos, sólo para que ellos pudieran burlarse de ellas, minimizarlas, destruirlas y acabar con todo cuanto quedara de su amor propio…
Las hicieron sentir como menos que humanos, como menos que la basura misma que les obligaban a comer cuando decidían negarles las raciones de alimentos

Esa fue solo la primera de nuestras charlas... y no sólo me ayudó de esa forma, de igual modo me ayudo incontables veces para salvarme del abuso de algunos oficiales y sargentos... justificándome enfermo o llamándome a la biblioteca para hacer otras labores cuando sabía de antemano lo que algunos de los oficiales tenían planeado para nosotros en las marchas y prácticas de aquella institución… siempre que encontraba la oportunidad, me escapaba a su oficina para platicar con ella. Siempre era evidente que en realidad cargaba con mucho más que sólo la carga laboral, o incluso la carga que ya representaban sus propios problemas... porque cargaba con nuestras historias, y con todo lo que ella implica, sobretodo en una institución donde había no pocos que vivían en algunos de los barrios más violentos de la Ciudad de México, y quienes no sólo vivían la violencia en sus hogares, sino de igual modo en aquella Academia Militarizada

Desde luego no sólo me ayudaba a mí, porque sería demasiado hipócrita de mi parte decir que era el único sufriendo esos abusos, siempre levantaba la voz cuando así lo requeríamos, y salía a la defensa de aquellos que lo necesitaban, pero desde luego no podía ayudarnos a todos, y temo que, después de un tiempo, cuando los mismos oficiales la regañaban de ser demasiado “condescendiente” hacia nosotros, y de estar volviéndonos “débiles”, que ella tomó la iniciativa eventualmente de abandonar aquella institución.

Un día, después de algunos meses, finalmente presentó su renuncia, sin embargo me dejó su contacto y, me comprometí a que la vería al menos una vez fuera de aquella Academia, así lo hice, aunque solo la busqué y nos vimos en el centro de la Ciudad de México. Se encontraba esperando a su novio, y ciertamente quería irme de allí antes de que él llegara, no quería conocerlo, no quería verlo... tenía envidia, celos de la sola idea... ya saben cosas de púbertos...

Aquel día, cuando finalmente pude verla "sin el uniforme" en el cual había definido "mi seguridad", tal vez por el hecho de que "todos nos veíamos iguales" dentro de la institución, pero una vez que me quité "el disfraz" pude ver con claridad aquella absurda ilusión que había creado en mí, muriendo inmediatamente toda expectativa de "verme con una mujer como ella algún día".

Era obvio, ella era una mujer madura, y yo apenas un niño... pero por alguna razón eso no había sido "tan evidente" para mí cuando me encontraba adentro, tal vez porque parecía que simplemente estaba "obligada a hablar conmigo", pero la verdad es que, de no haber sido por aquella situación, jamás habría tenido el valor de dirigirle la palabra... me dijo en esa ocasión: no pierdas contacto conmigo, pero cuando me fui, jamás la volví a buscar...

Fue la única ocasión en la que pude darle un abrazo sin temor a que las miradas de los oficiales pudiera desaprobar semejante contacto...

Sentía demasiada vergüenza de mi mismo. No podía evitar sentir lo que sentía por ella, y aún peor fue el momento en el que llegó su pareja, porque vi ante mí la simple confirmación de que jamás sería "mía"

Sentía demasiada vergüenza de mi mismo, y “su belleza” me asustaba, sin embargo, me había hecho uno de los más hermosos regalos que jamás podría haber podido pedir... una vez que ella se marchó, no pasó mucho tiempo antes de que de igual modo abandonara aquella institución; cuando presenté mi examen de admisión a la fuerza aérea, una parte de mí "se resistía a seguir ese camino", y es que, aún cuando en aquel momento no era consciente de ello, “la imagen” de aquella mujer me había mostrado otro camino, un camino fuera de la violencia que conocía, fuera del camino que creía que estaba condenado a llevar hasta sus últimas consecuencias; ella fue el ejemplo para mí de una vida que, pese al dolor que había vivido, experimentado y conocido a través de todas nuestras historias, siempre podía seguir sonriendo y expresándose como sólo una mujer como ella podía hacerlo.

Estaría mintiendo si no reconociera que una parte de mí se sentía sumamente agradecido de no haber ingresado a la Fuerza Aérea, algo cambió... aún cuando ella no fue mía, la hice parte de mí... y sigue aquí conmigo aún cuando ya no está... quiero honrar esta visión... que es más que un recuerdo para mí...

Si existe algo que alguna vez podré llamar "amor", es ese regalo que se le hace al otro sin esperar algo a cambio, sin siquiera saber incluso cómo se le pueda estar ayudando... se pueden encontrar los más hermosos regalos aún en la más densa oscuridad, y se puede florecer aún cuando se es no más que una cactácea...

Gracias... gracias... gracias... donde quiera que estés... ¡¡¡GRACIAS!!!

sábado, 30 de mayo de 2020

¿Cómo sería despertar en un mundo que sea el mejor para todos?

Hace unas semanas, conocí a un joven panameño local; es un músico de 17 años que está emprendiendo un sueño como cualquiera de nosotros = Poder vivir de lo que ama.

Tras algunas semanas platicando con él y compartiendo ideas de lo que sería "despertar en una sociedad donde sabes que cuentas con un amigo/hermano/carnal en cada esquina" y donde a cada ciudadano se le da un "Ingreso Básico" mensual para cubrir sus necesidades. 

Quería que esta petición fuera un poco más allá de sólo "una idealización", así que, le dije que tenía la intención de darle 50 dólares a cambio de que escribiera una pequeña carta expresándome:

¿cómo te imaginas un mundo en el cual todos 

Y el día de hoy, tras 2 semanas de haberle pedido esa carta, finalmente me la hizo llegar...

E irónicamente el día de hoy me encontraba "emberrinchado" y "enrabietado" por una serie de motivos que estoy seguro que no necesito compartir; estoy seguro de que todos en algún nivel estamos viviendo y experimentando en este momento algo similar...

Su carta me dejó sin palabras... La neta que chido recibir un regalo como este no más para recordarme donde tiene que ir el enfoque...




La vida no se alcanza con grandes galardones, altos honores y reconocimientos. 

A la vida se entra en mitad de un grito seguido por un extenso silencio, se entra desnudo, con el corazón abierto y tembloroso a sabiendas de la fragilidad de la vida y de la enorme responsabilidad que implica el acto de hacerse cargo de uno mismo, volviéndose responsable por todo cuanto se ha creado en esta vida, sirviendo a la visión, con todo lo que ella implica = lo bueno y lo malo, con las heridas abiertas, y el rostro desgarrado.

Así no más... imperfecto y sublime.

viernes, 29 de mayo de 2020

Visitando algunos recuerdos de la infancia

Recuerdo cómo se sentía ir a la escuela, y me refiero específicamente a cómo se sentía tener que realizar ese esfuerzo físico repitiendo no sólo la rutina del día a día, sino de igual modo los días en el aula llenando los cuadernos con letras vacías que llenaban aquellas extensas, absurdas y aburridas páginas dedicadas a relatar infinitamente, por cada generación que nos ha había antecedido y cada generación que parecía seguir nuestro tedioso destino, únicamente las valiosas vida de "esos a los que llamaban los héroes", y yo no podía sino sentir rabia hacia esos seres cuyas vidas no eran contadas en esos libros... sólo eran relatados sus logros, pero me era imposible ver "quienes eran", y ya sé lo que vas a decir: "Ya tenemos sus biografías completas y sus vidas descritas y transcritas"... sin embargo, para ser honesto, esa clase de historias son las que deberían contarse, porque cada día, cuando yo veía el mundo a mi alrededor, las cosas simplemente no se veían, ni se sentían bien... y no podía dejar de pensar... ¿Cómo fue que estos héroes hicieron de este mundo un lugar mejor cuando sólo parece que vinieron a pelearse creyendo que tenían algún derecho sobre la vida del otro? o incluso como si de verdad fueran los dueños de toda la vida; uno vino a creerse dueño de todo, el otro creía que hacía libres a todos de la tiranía del primero, sólo para después ocupar el lugar de aquel primer tirano, puesto que "la libertad tenía que ser defendida"...

Es como los derechos humanos... si realmente existieran, no tendrían que ser defendidos...

O aún más mecánico cuando las maestras nos castigaban haciéndonos repetir una y otra vez en cientos de hojas las cosas que "habíamos hecho mal", para recordarnos infinitamente que debemos temer nuestros propios errores, porque la cuestión no era prevenir aquello que "no debíamos hacer", sino aquello que "no debíamos cuestionar"; y cuando nos quejábamos de esta actitud en particular señalando su estupidez, simplemente aumentaban la cantidad de tarea, para recordarnos que nuestra voz jamás será escuchada, y que la que ha de prevalecer es siempre la del maestro, o en su defecto la de la persona al mando

Y recuerdo que nos enseñaban a compararnos, como cuando alguien sacaba mejor calificación o simplemente porque hacía la tarea de la forma en que "la maestra lo consideraba apropiado" y es extraño si lo piensas, porque en el kinder, la mayor parte de las tareas que nos daban al principio eran estas manualidades, ya sabes, dibujos y cosas que hacíamos a mano. Era divertido si, pero incluso el cómo juzgaban esos dibujos, el cómo juzgaban las cosas que hacíamos.

Y también recuerdo que había una maestra a quien yo quería impresionar, porque solía dar "regalos/juguetes" a sus "favoritos". Desde luego no considero que lo hiciera de forma consciente, ya sabes, simplemente es la clase de cosas que "todos nos hacemos entre nosotros". El hecho es que, puedo darme cuenta de cómo vine a definir "el esfuerzo" en los dibujos que haría, tan intrínsecamente ligado a este deseo de "llamar la atención" de las personas a cambio de "aquellas cosas que de igual modo se nos enseñó a desear como símbolo de éxito". Recuerdo los juguetes que se promocionaban en televisión y cómo cuando le pedía a mis padres que me los compraran, me dirían que "tenía que portarme bien" y al final del año, si había sido bueno, vendrían los Reyes Magos y me traerían "eso" que quería.

Sinceramente, creo que lo que de verdad quería más allá de los juguetes y todo eso, era un poco de atención de mis padres, quienes trabajaban todo el día para darnos todas esas cosas que "nos enseñaron a querer y pedirle a nuestros padres" y ellos nos los comprarían creyendo que ESO es lo que queríamos. Cuando lo que en realidad queremos es simplemente, conectarnos con todo lo que está aquí.

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo definir "el esfuerzo" dentro de la idea de "empujarme a hacer cosas por las que sea reconocido y apreciado por los demás", en lugar de apreciarme y respetarme a mí mismo, para dejar de buscarme allá afuera en lo que otros puedan pensar o querer de mí.

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo definir "mi esfuerzo" de acuerdo a la apariencia que imitaría o que trataría de poner allí para que otros la aprecien en lugar de apreciarme a mí mismo

Me perdono a mí mismo que no me he permitido a mí mismo aceptarme y reconocerme a mí mismo como expresión de vida, al definirme de acuerdo a las opiniones de los demás, donde entonces he tratado de limitarme y encerrarme en esas opiniones para simplemente convertirme en "la idea de otro"

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí msmo creer que necesito tener y poseer cosas para mostrarle a mis padres que "soy bueno", que soy "exitoso", que "soy un buen hijo", porque logré hacer eso que me dijeron toda mi vida que hiciera y que no he logrado hacer = conseguir dinero, conseguir cosas que "la gente quiere o que mis padres quieren", como consecuencia de no apreciarme a mí mismo, pero ¿qué quiero yo?

Uno de los aspectos "oscuros" de la actitud "amistosa" que he identificado en mí mismo, es cuando utilizo mi sonrisa para chantajear y manipular a la gente, no porque quiera hacerles "algo malo", sin embargo ya sabes, puedo ver ese momento en el que "mi sonrisa y mi actitud amistosa", en realidad esconden algo más, esconden mi intención de conseguir algo de la otra persona, conseguir algo que quiero para mí, y como será ya evidente para algunos, eso que se busca casi siempre suele ser algo más que sólo "la amistad" del otro.

Esto no quiere decir que sea yo únicamente un "insensible, frío y manipulador", no niego que soy capaz de eso como cualquier otro, sin embargo simplemente creo que esa clase de cosas, se encuentran de hecho también "aprendidas en nuestras relaciones" como una forma de "conseguir la atención de otros", porque al conseguir su atención, podemos buscar por ese "amor, aprecio, reconocimiento" que no nos damos a nosotros mismos.

Si lo piensas, esa es también la forma en que aprendemos a conseguir dinero, porque tenemos que llamar la atención de otros para que nos contraten, para que hagan negocios con nosotros, para que "nos compren", para que nos den dinero = lo cual se ha convertido en "el derecho a la vida" para el que lo tiene, y para el que no simplemente recibe como castigo la indiferencia... aunque la indiferencia en el sistema, es mucho más que "sólo indiferencia". El ser apartado y ser "impedido" a participar de "los medios de producción por ejemplo"... porque siempre se puede aprender a ser "un buen empleado", aunque ahora el paradigma está en volvernos "nuestro propio jefe"... aunque

¿Cómo se puede ser el propio jefe? Y ¿Cómo se puede emprender si no contamos con los medios de producción? Si toda la inversión de nuestros sueños tiene que irse a la supervivencia... ¿cómo podemos hablar de emprendimiento?

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo fingir y pretender ser "amistoso" con las personas cuando quería conseguir algo de ellas, en lugar de expresarme auténticamente para en ello, descubrir tal vez que "no necesito fingir" y "no necesito presentarme de cierta forma" por temor a que puedan rechazarme, porque me acepto a mí mismo, me reconozco y aprecio a mí mismo incondicionalmente

Me perdono a mí mismo por no haberme aceptado y permitido a mí mismo expresarme siempre de forma auténtica, utilizando mi propio miedo como una barrera para restringirme y limitarme a mí mismo a una imagen, a una idea que de hecho no logra mostrar ni un ápice de todo lo que soy

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo creer que es posible ser "independiente en este mundo", sin ver que, aún los multimillonarios siempre serán dependientes de todos aquellos que les sirven y mantienen sus modos de vida posibles, donde incluso los máximos emprendedores están esclavizados al sistema, como todos estamos esclavizados al sistema; se tenga mucho o poco, la persona en la cima de la pirámide es tan esclava como la que se encuentra en el fondo de ésta.

Me perdono a mí mismo por no haberme aceptado y permitido a mí mismo darme cuenta de que, para poder ser libres, todos tenemos que ser libres, y para lograr eso necesitamos "independencia financiera"... donde cada uno debe ser pagado por su labor, para que siempre tenga la posibilidad de moverse y cambiarse a sí mismo, e incluso salir de la comunidad en caso de considerar que ésta no apoya lo que es mejor para la expresión del individuo.

¿Qué soy? ¿Cómo me estoy creando a mí mismo en esta vida? ¿Qué es lo que voy a hacer en este mundo?

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo no darme cuenta y reconocer en honestidad conmigo mismo que el tiempo que tengo en este mundo, en esta realidad, sólo puedo emplearlo de una forma por un momento, y cada momento que dejo ir participando en estas ideas en lugar de crearme a mí mismo como un ser humano real, es un momento que estoy perdiendo por creer que tengo que ser reconocido y querido por los demás

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo creer que "tengo que ser bueno" porque mis padres me lo pidieron

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo creer que tengo que definirme de acuerdo a lo que mis padres me dijeron que tenía valor e importancia, en lugar de definir mis propios valores, principios que puedan ayudarme a expresar mi máximo potencial, ayudando al mismo tiempo a otros a alcanzar el suyo, porque me doy cuenta que el sistema fue el que nos "hizo a todos una versión de fabrica que imita sólo la basura que los medios de comunicación nos dicen que vale la pena imitar"; cada uno de nosotros de este modo se ha reprimido dentro de sí mismo para complacer al sistema, el cual demanda constantemente de nosotros "nuestra atención, energía y participación" a cambio de DINERO.

Y por ello es que de igual modo nos manipulamos los unos a los otros, casi siempre, es algo relacionado con el dinero que el otro tiene, o el dinero que no tenemos, pero queremos conseguir a través de "la amistad" de y con el otro, para poder participar de la experiencia que "nosotros no tenemos" = el pasto siempre es más verde del otro lado...

Tengo algunas energías encontradas con esta palabra, positivas y negativas, específicamente por cómo viví otras palabras que estuvieron "más presentes" a lo largo de mi vida, porque tenía una gran tendencia a sentirme "inferior/poca cosa" frente a la gran mayoría de las personas que se encontraban en mi mundo, por lo cual "el orgullo" en mi vida, se desarrollo como algo "tóxico" mayoritariamente.

No estoy diciendo que no sepa "apreciarme/respetarme/valorarme o amarme a mí mismo", sin embargo, he tenido que tomar "precauciones" cuando sea que me veo generando una experiencia "positiva" alrededor de una idea de mí mismo para después llamarla "orgullo".

El orgullo para mí se ha convertido incluso en una energía que a veces siento que tengo que "combatir" dentro de mí, porque puede muy fácilmente salirse en las conversaciones donde, en el momento que una persona comienza a hablar, y a compartir algo "interesante/importante" o incluso "sólo su punto de vista" (que no es necesariamente similar o igual al mío", puedo ver como siento esta "prisa" por interrumpir a la persona y "defender mi punto de vista" alrededor del cual he generado este "orgullo", y es que en el orgullo también llego a caer en la "necedad" donde me niego a ver "más" y específicamente donde "niego a los demás y los disminuyo" tal y como llegué a percibir a lo largo de mi vida que yo era "disminuido" por otros.

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo tratar de "disminuir" y hacer "inferiores a otros" para que entonces yo pueda tomar el punto de "superioridad" y entonces desde allí en mi montaña "sentirme orgulloso"

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo creer que tengo que disminuir a los demás, que tengo que invalidarlos o hacerlos menos para que entonces pueda sentirme "seguro de que tengo mi vida bajo control", para poder SENTIR mi idea de lo que aparentemente es "el éxito", sin ver y recordar en honestidad conmigo mismo, como en la escuela teníamos y hacíamos estas bromas absurdas los unos a los otros y nos sentíamos muy "orgullosos" cuando hacíamos juntos "esa broma al maestro" y platicábamos y repetíamos esa anécdota como si de verdad hubiésemos hecho algo "valioso e importante"... viendo ahora a este momento, creo que lo que nos daba gusto como salón, no era tanto "la broma en sí", sino que nos poníamos de acuerdo y organizábamos para lograr algo juntos

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo colocar "el orgullo" en separación de mí mismo, donde veo como he tratado de "apilar y acumular" cualquier idea que incluso me hiciera sentirme "superior" a las personas, y llamaría a eso "orgullo", para lograr "separarme de los demás" y hacer que otros vieran lo "único que soy"

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo presentar "mi orgullo" para esconder "la vergüenza que siento, la inferioridad que siento" de la persona que sé que soy y que tengo miedo que otros vean, donde constantemente me escondo a mí mismo hablando de mis éxitos y de mis logros, sin ver cómo en la escuela de igual modo nos enseñaban a hablar únicamente de las cosas que "valía la pena presumir", hablando de las buenas calificaciones y los pocos exámenes que lograba pasar con buenas notas; pronto esa clase de "mecanismo" se volvió mi forma de "definir el orgullo" - lo cual sería principalmente a través de los estándares del sistema

Me perdono a mí mismo por haberme aceptado y permitido a mí mismo callarme mis errores, esconder mi vergüenza y, dentro de esa experiencia energética, tratar de escapar y aislarme de todas las personas, porque eran tantos los juicios que había grabado en mi mente en tan poco tiempo, que si había un lugar que en verdad detestaba y aborrecía con todo mi ser, era de hecho la escuela... y al despertar, tras haber cumplido mi sentencia ante el sistema educativo, descubrí que sólo era un engrane de la maquinaria para la cual me habían construido, para la cual me habían formado.

No había aprendido a hacer dinero, ni a poner mi propio negocio, simplemente aprendí a ser un buen esclavo...

Herramientas prácticas para la liberación de la humanidad:

https://desteniiprocess.com/

viernes, 22 de mayo de 2020

We share the same Desteni. Self Forgiveness.

There is no future that I can call “Mine” without considering "Us” on it. Without the community, without what has brought us together, we are just a bunch of crazy people, speaking nonsense... that´s what the "Uncles and the Grandfathers" will tell us when we gathered around the Inipi - a Lakota word that means "Breath of Life"

"We are here together for a Vision, and the Vision has brought us Here" if we don´t SEE THAT, nothing can hold US together/To - Gather".

There is something that I "didn´t realized" in this 10 years with Desteni, and that´s I was sitting on my computer every single day, writing over and over again, "SEEing" the solutions "alone/ALL - ONE", BUT... I always tried to change the world “just by myself”... So, I was actually not even cLOSE to make the world “better for anyone”, I was just be trying to make it "better for myself"... for My vision, My Future... Mine, my - I....EYE... (Energy Y Energy)
                                                     "who´s on the CROSS ↑ ?"

When I get to change myself and I let go of all the old things that has brought me to be who I am, who I don’t like to be... the guilt, judgments, the blame, the anger, the lust, the greed... which are actually creating the current experience of ME, and each ONE individually and yet Together in this world. That´s why we have gathered in cities right? To be together...To be... To - Gather... accompanying each other in our Self Pity blaming the fucking system we are and we have created, because that´s why the Cities exist... to remind us we are here ONLY to make Money... No one likes to live in the cities for real... jajajajajaja... We are ONLY/lonely because of Money

Ok yes, we like the Gatherings, and the Places/Palaces, and the Buildings and the monuments to the EGO, of someone that "it´s not them... but it COULD be them... if they just TRY and be PARTicipants of it"... just like the pictures of Jesus that hang in the walls of the religious families, reminding us, each and every single day, from Father to Son, from Son to Father  ... that we will never be Him... that we will NEVER be like HIM... because he died for our SINS... and No ONE do that... We don´t help or support or assist each other... and just because An Other doesn´t do it for ME, why would I do it for Me? If it is the Responsibility of An Other, to come and fucking solve the Mess I have made of Me...?

And as long as my trust it’s on the Experience there is no way I can change for the better of ANY ONE, because I haven´t realized myself as part of the ONE... cause I am NO ONE... I don´t appreciate myself... and even when I try to “change myself” for the good/benefit of the world as oneness and Equality" I DON´T WANT to live in Com unity/COME UNITY... let´s COME AND UNITE... because... how am I going to do THAT WORLD THAT´S BEST FOR ALL if it’s not within and as a community?

My most closest/C-loses-t relationships, amazingly enough... were ALL- WAYS people that I admired and "followed/Fall-low" under the basis of my own SELF-disTRUST = trusting within my mind that They are going to BE THERE...  and that´s why I can see that, in projecting this "police state" within my mind to reject whatever VIEW/SEEING/VISION that I have perceived and felt "misaligned", with MINE... because my "personal interest" it´s SUPERIOR... I am walking for the Betterment of HUMANITY!!! I am GOOD, you are EVIL... because you don´t SEE how I SEE... so... I am actually hiding behind... My Vision/VICIOUS...

It´s said that one has to "recover twice" from whatever illness we experience in our life´s, physical or emotional. The first time we recover is with the help of the MEDICINE, and the second time, we have to RECOVER FROM THE MEDICINE. Meaning: We first allow ourselves to be helped/teached/showned what is going wrong with us, and then we do it ourselves without the help of the person who teach us that "new expression/ability/capacity" for and of ourselves.

We first are Slaves of the medicine = the system in which we had to trust and give ourselves into, because we were so afraid of our own minds, we were so scared of appreciating ourselves enough to see the gift of Life, now we have to proof to ourselves that we can let it go, and in this process accept the reality of our DARK nature. So that we do get to that point, where we are able to move together, and gather together as ONE and EQUALS


We will have to face the fact that we are that organic robot that was manipulated into becoming a perfect employee/slave dependent of the mercy of the father... and become EQUAL and One participants of LIFE

We will have to face the fact that we are the flesh we eat every morning, the air we breathe, the water we drink... we are the consequence of our OWN/OWE poison. And now it´s our SELF- RESPONSIBILITY to PURIFY ourselves by PURIFYING OUR WORDS, and our actions that will have to be transformed into a masterpiece, that will be the creation of ourselves. 


I suggest you to review the thesis of Marlen Vargas del Razo: "The artist as a social artwork: Oneness, Equality and Human Honesty"



In which she explains this intrinsic relationship between the artist and it´s creation as the result of "WHO WE ACCEPT AND ALLOW OURSELVES TO BE!"


I forgive myself that I have accepted and allowed myself to be confused about the decision, where I am unwilling to look at what I am not willing to let go of, as controls that prevent me from becoming effective as contributor to a solution in this world, and that a decision will include the realization that my self-interest must be put aside till a new world system is in place, as I cannot serve 2 gods – I either serve Life as what is best for all Life, or I serve self-interest as what is best for me only. A decision must be made as who I am and accordingly it will show in what I do and how I do it, and that will serve as evidence for those that stand as the decision as Life, as to whom can be trusted to have made the decision and who not. Bernard Poolman


I forgive myself that I have accepted and allowed myself to believe that "without the things that has brought me to this point of my life, I would be nothing", and therefore I am not able to let them go because without them I would not be able to sustain and substantiate myself, not realizing that I have accepted the "diminishment of myself" by placing the "Authority and Directive principle in separatin of me", in not realizing that whatever I have learned ABOUT MYSELF from the "experiences, people, situations, circumstances", doesn´t get lost if I let them go, as they only served as the SHIP/SHEEP in my "temporarily dependence" of this things, to understand that - I am able to stand up within and as the Pillars that I have created within and as myself.

I forgive myself that I have accepted and allowed myself to want to run away and run back to the people that I know, the places/palaces I know and where I feel "safe", because apparently that´s what has "MADE ME", not realizing that "I am making Me" on every moment, if I am self honest with myself or not, that´s also the decision I am making, and within that "I am making me". Nevertheless... if I stay always on the same places, do I make me or do I STOP me?

I forgive myself that I have accepted and allowed myself to want to return to the "answers" I know, the easy ones, where I don´t have to question how I have being part of the abuse in this world in also going and participating in whatever thing that has kept the system running as it is; because if we have been here doing and repeating even the ancient traditions for centuries. Why is it that we haven´t achieved that world of "Perfection"? Is this world perfect? No, it isn´t, that was also part of the lie, the very order of the Heaven

"I forgive myself for accepting and allowing myself to define someone controlling me as something bad and unacceptable due to my perception that I am free, that I need to stay free, and that anything that will limit my freedom has to be opposed with maximum force. I realize that each of us is already living within many physical, mental and spiritual limitations and that sense or state of freedom is relative and can be practically lived only with consideration of the outflow consequences of acts of every single individual in existence since we all share one existence and every action has its consequence. I commit myself when and as my mind is producing thoughts like: “Every restriction enforced by others onto me is wrong and I will fight it and protect my current freedom!“ to stop and breathe. I then rather take time to see why the certain new limitation has been established, if it is for the long-term benefit of most living beings and to see how many freedoms I still have that allow me to move, create, express and to provide for my basic needs of survival.
I forgive myself for accepting and allowing myself to live the character of a victim due to all the physical, mental and spiritual limitations that I currently experience and that since I am not able to be aware of all the existence and control every detail of it I demand to be taken care of by someone who has more control since I am entitled to be so. I realize that while I am experiencing certain limitations I also have many options to overcome them and expand myself which would be a much better use of time and my potentials than not moving and staying in a state of self-pity. I commit myself when and as my mind is producing thoughts like: “You are so small, weak and insignificant so you have the right to be taken care of.” to stop and breathe. I then rather write down all my weaknesses and the options for becoming stronger in those areas and move effectively every single moment in order to become more able and respond to everything that I am facing in my life." - Valentin Rozmán

I forgive myself that I have not accepted and allowed myself to realize that I have given permission to my constancy, consistency, my presence as Who I really am as Life, to be defined and limited accordingly to where I am, or with who I am, instead of realizing that the Standing and decision that I make of "Being part of this Life" "Becoming by Self- Will an active participant of Life, that´s going to work, cooperate and find my perfect symbiosis to become part of the bigger picture, which is not separated from me, as I am but a part of it, and by being part of it, I AM THAT, I AM

I forgive myself that I have not accepted and allowed myself to realize that it is me at all times who has got to believe that I am not able to "do this", to "achieve this", to "stand by myself" without the help or support of others having my back at all times; directing me, telling me what to do, instead of taking the initiative of realizing that, I am the one who is Responsible for his own existence, as the recently born animals almost immediately "get into and understand" in the very need of standing in their "own feet", as most of parents in nature are not at all times able to simply carry of transport their children... within this

I forgive myself that I haven´t accepted and allowed myself to realize that in placing my trust and future in separation of me, dependent on the existence of another, dependent of me relying "My stand/Vision of the Future/ dependent or attached into any Picture of any person of any moment in any possible or impossible PALACE/PLACE - I am creating myself as a "separated being" as I am dividing myself "in another", "in two or more in my name" and the system is tHERE, waiting for "the solution" to come from another, for the moment to be created "by another", in which I will just be able to "jump into it" and "experience the BENEFITS only" instead of moving myself into actually participating in the process of creating the solution "TO-GATHER", to "HAVE FUNctionality - MOVE-MEnt", and "IN-JOY".... OUR - SELFS....TO - GATHER. But FROM withIN and AS ME, from the PILLar that´s Oneness and Equality

I forgive myself that I have accepted and allowed myself to believe that I have to "follow" teachers/masters/lords/gangsters... instead of realizing MY Self as Life so that I don´t place myself in dependency or separation of myself waiting for someone to "give me direction instead of giving direction to myself"



miércoles, 20 de mayo de 2020

A tale in times of Quarantine.


Autor: Gabriel Aceves Higareda

Those who know me, know that I am a insane fanatic of bird feathers. And yesterday, I found an astounding blue bird, a Celestine. I found him dead by the side of the road, and I held him up in my hands. It had a sky-blue plumage with rainbow flares of iridescent feathers on its back, like that flash of the hummingbird's plumage.

The bird had not been dead for too long, the "flexibility" of the neck, muscles and the wings, were evidence of it´s recent crossover, along with that everlasting shine of life retained in the eye sockets... 

And something happened while I was holding the corpse of the bird in my hand

I felt as if I was having a dialogue with the bird, a dialogue that was happening everywhere around me, yet within me...; however, this dialogue, that was so "intimate", of which perhaps prompted by my own "foolishness and desire" to attribute life to an entity that simply has left this world, in my hurry to make me believe in a "hereafter" to calm down my fear of death... I expressed and talked to the corpse of the bird in this way:

My little brother, you have left your beautiful plumage behind you... and despite I am so tempted now to take one of your beautiful feathers to make a beautiful pendant, with which I would be able to charm whatever woman I desire for myself... now I get to question within me... why have I given "value" to your arms, hair, body and call it mine? If you have been so brave that you have leaved even your crown of feathers behind... even your invaluable and astoundingly beautiful yet powerful wings to rise you up to the sky, why have I come to attach myself to giving a value to "things", which are actually are not THINGS, but Life...?

I can take a feather from you, but this feather is like a finger for me ... if you don't take this with you my little brother, why do I so naively believe have come to believe that I will ever take away anything of me? 

Do I posses me? 

Do I own me? 

Do I own life?

... 

Do I own Death...? or does Death owns ME? 

...

Do I OWE anything? Do I NEED anything?

... ...

I realized that an old man was watching me a few meters ahead, I approached him, but as soon as he noticed the carcass of the bird in my hands, he started beckoning me to keep my distance from his... I understood immediately and I didn´t got any closer... the origin of his fear was as evident as the alive face of death in the palm of my hand..., especially with the global alarm of the scamdemic virus..., however, I also realized that I didn´t had anything to loose by stopping to explain:

"Es que jamás había tenido la oportunidad de ver uno de éstos tan de cerca, es hermoso..."

He didn't understood me ... I could ironically noticed it because he replied: "No, thank you..."

I changed my language immediately and replied:

"I'm not trying to sell it ..."

His gaze changed and I continued:

"I was trying to tell you that this is the first opportunity that I have ever had to see one of these from so close... I mean, I'm obviously going to wash my hands after this right? However, it's just that sometimes we have to go beyond" that step of our fears and beliefs "in order to get to know Life right?...

He replied: "You're not from here, are you?"

No haha, (I replied )

"Where are you from?" (he asked):

"Meshico" I concluded ...

I kept walking along the sidewalk, with the bird deposited in the palm of my hands, and as I got closer to the entrance of the town. I sang a song to the bird giving thanks to it for it´s daily songs, a lullaby that I love from the American Indians, and as the vibrations of my voice filled my entire self, I felt again the dialogue raising within me and my little brother said:

"Brother put me in the shade of that tree and leave me there"

I did it like that...

It is one of the very, very few times that I didn't took a feather, even when I had the chance to do so, and after leaving the corpse of the bird under that tree I promised myself that I would not come back to pick anything, even when I got to admit that I was more than tempted to do so...

I wanted to honor the vision I had. I wanted to honor myself, my brother, and Life itself in just that one little seemingly insignificant action... just to allow myself to have the opportunity to let go of everything that worries me right now... all of that which doesn´t let me live to my full potential...

We don´t take anything with us ... not even this story ...

I can let go...


- Wabi.